Buscar el resumen de cualquier libro o documento

Graffitis

Antropología Arte y Grafitis

Para la Antropología el artista es el ser mas apto para describir su sociedad y dar cuenta del momento histórico que vive , el artista se caracteriza por su pureza creadora lo cual permite al antropologo analizar atraves del arte., asi esta disciplina que es una de las más viejas de nuestra historia , ha sido siempre una tentación para los antropólogos, precisamente porque es en los productos artísticos en donde suelen expresarse de manera más acabada las concepciones y mentalidades de un grupo, de una cultura. Por ello se considera que es desde el ámbito de la antropología el arte puede transformarse y entrar en una nueva etapa, tan brillante como la que tuvo en sus inicios. El tema nodal de toda teoría e historia del arte es el estilo, que para el antropólogo puede significar mucho más que un dato y puede convertirse en el signo que expresa la forma de sentir y de pensar de un grupo, en el estilo se refleja la totalidad. Para la antropología el arte sería la expresión más relevante, junto con los sistemas de parentesco, de la estructura de la sociedad ; asi una mirada desde el punto de vista antrpologico al arte -historico de la civilizacion permite el análisis de las distintas manifestaciones culturales que dan origen a las creaciones artísticas, intentando caracterizar la valorización estética que cada una de ellas detenta, según las diferentes patrones de belleza vigentes en cada contexto social.

Una obra de arte podria definirse como "un bloque de sensaciones, es decir un conjunto de perceptos y de afectos que reflejan una actividad que requiere de aprendizaje y pueden limitarse a una simple habilidad técnica o ampliarse hasta el punto de englobar la expresión de una visión particular del mundo". La habilidad demostrada hace referencia a la realización de acciones que requieren una especialización, como por ejemplo la tecnica aplicada en el arte de las pinturas rupestres que empleaban el hombre prehistorico o el arte musical de culturas indigenas dado en la creación de instrumentos musicales y articulos de guerra ; Sin embargo, en un sentido más amplio, el concepto hace referencia tanto a la habilidad técnica como al talento creativo , asi el arte procura a la persona o personas que lo practican y a quienes lo observan una experiencia que puede ser de orden estético, emocional, intelectual o bien combinar todas esas cualidades , de aqui derivan los caracteres para indagar y trabajar desde el punto de vista antropologico , estas "cualidades artisitcas" son la clave para inter-relacionar ambas diciplinas mezclando la filosofia , la imaginacion y ciencia ,con el fin de interpretar rasgos desconocidos de las diferentes culturas situadas en epocas remotas de la humanidad.

Pongamonos en la siguiente situación: Imaginemos antropológos del futuro, llegados de otro planeta cuando ya toda vida humana ha desaparecido de la superficie de la Tierra, que excavan en el lugar donde estaba emplazada una de nuestros museos. Estos cientificos ignoran todo lo referente a nuestra apariencia fisica , asi atraves de las pinturas pueden hacer el descubrimiento y empezar las investigaciones acerca de la estetica , expresión ,etc de la civilización humana , y asi analizando otras obras artisticas encontradas, como el caso de la pintura o un graffiti, el antropologo puede descifrar mucho de cualquier tipo de cultura desconocida.

Por otro lado la mirada antropológica siempre se ha detenido sobre las imágenes que los hombres crean como representación o como símbolo del mundo social, natural o sobrenatural en el viven. Y es especialmente receptiva a las imágenes de la frontera, del contacto cultural, porque es ahí donde ella misma tiene su punto de partida. La antropología misma, en su mirar hacia otras culturas, ha incluido el arte en su metodología ; la fotografía, el cine, el vídeo, para así crear y transmitir imágenes sobre las formas de vida humanas. El cine por ejemplo es un instrumento artistico extremadamente versátil y combina distintos medios de representación creando un modo narrativo . Como medio de comunicación, contribuye a la formación y circulación de representaciones sobre la realidad. La antropología visual, como campo de estudio, reflexiona sobre la relación entre cine y conocimiento antropológico y analiza estas representaciones audiovisuales; documental o ficción, procedan de la mirada "nativa" o de la mirada "inocente" del antropólogo.

El graffiti es una expresión vinculada a las circunstancias de lo urbano, lo cual llama la atención atender antropológicamente, através de la exploración de las imágenes de las expresiones escritas y dibujadas en los murales el antropologo puede definir los conjuntos imaginarios que se elaboraron en la representción , pretendiendo así conocer los referentes históricos y culturales del tipo de secta que los crea. Asi através de la observación y analisís respectivo en antropologo puede explicar y dar coherencia teórica y metodológica al análisis de las inscripciones graffiti.

Desde un punto de vista antropológico, las imágenes son significaciones culturales que forman parte de un sistema que constantemente se actualiza a partir de la dialéctica contextual y las acciones sociales. Las imágenes entendidas como signos se organizan en el sistema desde el significado que adquieren en su relación con las situaciones sociales en las que se ven asociadas. Desde el imaginario estas relaciones se estructuran en campos semánticos, que son expresión de las categorizaciones culturales de las relaciones sociales y del entorno. Como parte de ese proceso de categorización cultural, el lugar se incluye como ámbito del sistema de signos que forma parte de las acciones sociales, en el que el colectivo y el individuo circunscriben las relaciones. antropológico a la inscripción graffiti, en su expresión figurativa y escrita que es representación imaginaria. Sosteniendo que la escritura y el icono son "representación-mediación": la imagen es en la palabra y el icono, y ambas se apoderan de la cualidad de dar sentido a la realidad ; en este contexto es pertinente señalar la característica que define al graffiti: su realización como texto, el graffiti se expresa en el contenido de los textos; no es simplemente sus aspectos técnicos, sino los mensajes que presenta al colectivo, siendo este último el espacio en el que la imagen tiene sentido y significado.

El Antropologo puede establecer una serie de asociaciones de identidad a partir de los imaginarios elaborados en los graffitis, de las historias colectivas expresadas en estos y de los rasgos históricos del lugar , tambien cómo otros elementos como la memoria colectiva pasan a formar parte del lugar y por supuesto del imaginario.

Asi el antropologo puede llegar a plantear como y como el graffiti ha evolucionado, desde sus apariciones en el mayo francés como marcas de protestas, pasando por los "barrios latinos" en Nueva York, como signos de resistencia territorial hasta las salas de graffiti-arte , llegando a descubrirque las principales investigaciones donde se tocaba el tema graffiti eran realizadas principalmente por críticos de arte, se discutía la valoración plástica de sus realizaciones, el graffiti-arte, esbozando en algunos casos sus implicaciones sociales y sus asociaciones con movimientos musicales. En el tiempo la relación mensaje y puesta en escena del graffiti varían, para unos es el aspecto estético y llamativo lo que se masifica como elemento artístico, a diferencia de lo que se pueda presentar en un baño público o en el respaldar de un autobús de pasajeros. Através de la busqueda de conocer el contexto de realización de las obra, el antropologo podría basarse obtener esta información basandose en la idea de que los elementos del contexto se hallan expresados en los temas de cada uno de los graffiti. Otro de los aspectos que se deberia considerar es la distribución espacial temática de los muros de la ciudad, para así determinar qué temas se comparten, como aquellos que no circulan. Desde el ámbito de las relaciones sociales se puede llegar a observar que a partir de las referencias imaginarias inscritas en los muros se establecen distancias y diferenciaciones sociales expresadas en analogías sociales, construidas a partir de atributos reconocidos en el contingente y de las relaciones establecidas entre otros contingentes, dinámica que forma parte de la identificación de los "artistas" a un grupo social y marca el distanciamiento con relación a los otros; tambien destacar todas las fuentes a las que se recurre culturalmente para construir los referentes culturales que se utilizan para dar sentido a las diferentes situaciones sociales , asi desde el punto de vista de la información graffiti se puede conocer como los individuos combinan y seleccionan sus imágenes, denotan sus acciones; además de los recursos referenciales utilizados para la significación del imaginario, y entre los que se puede llegar a conocer mucha informacion acerca de su cultura.

En fin Las tribus y la reconfiguración de la sociabilidad juvenil y sus redes a través de los consumos culturales nocturnos, merecen ser estudiadas. Las tribus urbanas creadoras de sus propias matrices comunicacionales , marcan de forma identitaria tanto las temporalidades como los trayectos con que demarcan espacios. No es el lugar en todo caso el que congrega sino la intensidad de sentido depositada por el grupo, y sus rituales, lo que convierte una esquina, una plaza, un descampado o una discoteca en territorio propio , desde este horizonte merece recordarse la práctica grafitera como práctica comunicacional nocturna y capitalina de las últimas generaciones , lo cual da apertura a un analisis desde el enfoque antropologico.

Asi con el analisis de todos estos factores del fenomeno graffiti , el antropologo puede enraizar el conocimiento global , acerca del tema inter-relacionando este tipo de arte con la teoria de la antropológia , lo cual ubica al arte como factor primordial en las bases de estudio para indagar en la mistica de la cultura del hombre.

En conclusión los estudios antropologicos han influido en el arte porque da a conocer caracteristicas de una nueva cultura al igual que de nuestros antepasados como en el caso de las pinturas rupestres. Desde siempre el arte nos a acompañado, y así lo vemos en las distintas figuras pintadas en cavernas que representaban el modo de vida de los primitivos habitantes de la tierra. Con sólo tomar y analizar una obra artistica.el antropologo puede llegar a saber

saber mucho de los sentimientos de las personas en esos momentos, y asi con un simple grafiti desentrañar "ese mensaje subliminal que viene embuelto en letras y colores" para cumplir nuestros objetivos de estudio de la sociedad-cultural.

BIBLIOGRAFÍA



Serena Nanda , Antropologia Cultura.

Michel Romiex ,Aproximación antropológica al Arte

www.elrincondelantropologo.com

http://www.naya.org.ar

fosiles

Fósil, en geología, término usado para describir cualquier evidencia directa de un organismo con más de 10.000 años de antigüedad.

Un fósil puede consistir en una estructura original, por ejemplo un hueso, en el que las partes porosas han sido rellenadas con minerales, como carbonato de calcio o sílice, depositados por aguas subterráneas; este proceso protege al hueso de la acción del aire y le da un aspecto de piedra. Un fósil puede ser también una sustancia diferente, como la madera, cuyas moléculas han sido reemplazadas por materia mineral.

El término puede ser aplicado en un sentido más amplio a cualquier residuo de carbono que permanezca con la misma forma que el organismo original, el cual habría experimentado probablemente un proceso de destilación; este es el caso de muchos fósiles de helechos. Los moldes naturales formados tras la disolución por las aguas subterráneas de las partes duras de algunos organismos también son fósiles; las cavidades resultantes se rellenan más tarde de sedimentos endurecidos que forman réplicas del original.

Otros tipos incluyen huellas, restos intactos conservados en terrenos congelados, en lagos de asfalto y en turberas, insectos atrapados en la resina endurecida de antiguas coníferas —en la actualidad se denomina ámbar—, y excrementos fosilizados conocidos como coprolitos, que suelen contener escamas de peces y otras partes duras de animales devorados. Los estromatolitos son montículos formados por láminas de roca que contienen grandes cantidades de fósiles primitivos y los restos más antiguos de la existencia de vida en el planeta. Se consideran signos de actividad microbiana, concretamente, de sedimentos y sustancias que fueron utilizadas y transformadas por numerosos microbios.

Los fósiles suministran un registro del cambio evolutivo a lo largo de 3.000 millones de años en la escala de tiempos geológicos. Aunque los organismos multicelulares han podido ser abundantes en los mares que existían en el precámbrico —hace 4.600 millones de años— eran exclusivamente criaturas con cuerpos blandos, incapaces de crear fósiles. Por lo tanto, la vida precámbrica apenas ha dejado rastro. El registro fósil se enriqueció mucho más cuando aparecieron las cubiertas duras y los cuerpos con esqueleto al comienzo de la era paleozoica, hace 570 millones de años. Los geólogos del siglo XIX utilizaron esta riqueza fósil para establecer una cronología de los últimos 500 millones de años.

En la actualidad, se ha planteado la utilización de los fósiles estromatolitos como única prueba de una actividad biológica prehistórica. Según un informe publicado en octubre en la revista Nature, estos fósiles tienen una antigüedad de 3.500 millones de años, primera fecha que dan los geólogos para la existencia de vida en la Tierra. Según un artículo que acompaña al reciente informe, se han encontrado restos de los microbios actuales en los estromatolitos de 3.500 millones de años, demostrando así que existía vida en la Tierra hace tantos millones de años; sin embargo, el nuevo estudio considera algunas dudas sobre el hecho de que todos los estromatolitos contengan pruebas de esa vida.

Imágenes de fósiles:







Geología (del griego, geo, `tierra' y logos, `conocimiento', por lo tanto, tratado o conocimiento de la Tierra), campo de la ciencia que se interesa por el origen del planeta Tierra, su historia, su forma, la materia que lo configura y los procesos que actúan o han actuado sobre él. Es una de las muchas materias relacionadas como ciencias de la Tierra, o geociencia, y los geólogos son científicos de la Tierra preocupados por las rocas y por los materiales derivados que forman la parte externa de la Tierra. Para comprender estos cuerpos, se sirven de conocimientos de otros campos, por ejemplo de la física, química y biología. De esta forma, temas geológicos como la geoquímica, la geofísica, la geocronología (que usa métodos de datación) y la paleontología, ahora disciplinas importantes por derecho propio, incorporan otras ciencias, y esto permite a los geólogos comprender mejor el funcionamiento de los procesos terrestres a lo largo del tiempo.

Aunque cada ciencia de la Tierra tiene su enfoque particular, todas suelen superponerse con la geología. De esta forma, el estudio del agua de la Tierra en relación con los procesos geológicos requiere conocimientos de hidrología y de oceanografía, mientras que la medición de la superficie terrestre utiliza la cartografía (mapas) y la geodesia (topografía). El estudio de cuerpos extraterrestres, en especial de la Luna, de Marte y de Venus, también aporta pistas sobre el origen de la Tierra. Estos estudios, limitados en un primer momento a las observaciones telescópicas, recibieron un gran impulso con la exploración del espacio (véase Astronáutica) que se inició en la década de 1960.

Como ciencia mayor, la geología no sólo implica el estudio de la superficie terrestre, también se interesa por las partes internas del planeta. Este conocimiento es de básico interés científico y está al servicio de la humanidad. De esta forma, la geología aplicada se centra en la búsqueda de minerales útiles en el interior de la tierra, la identificación de entornos estables, en términos geológicos, para las construcciones humanas y la predicción de desastres naturales asociados con las fuerzas geodinámicas que se describen más adelante.

Historia del pensamiento geológico

Los pueblos antiguos consideraban muchas características y procesos geológicos como la obra de dioses. Observaban el entorno natural con miedo y admiración, como algo peligroso y misterioso. Así, los antiguos sumerios, babilonios y otros pueblos, pese a realizar descubrimientos notables en matemáticas y astronomía, erraban en sus investigaciones geológicas al hacer una simple personificación de los procesos geológicos. Las leyendas irlandesas, por ejemplo, sugerían que los gigantes eran responsables de algunos fenómenos naturales, como la formación por meteorización de las columnas basálticas conocidas ahora como la Calzada de los Gigantes. Estos mitos también eran corrientes en las civilizaciones del Nuevo Mundo; por ejemplo, los pueblos indígenas americanos pensaban que los surcos en los flancos de lo que se llegó a conocer como Torre del Diablo en Wyoming eran las huellas de las garras de un oso gigante. Otras culturas como los mixtecos (México), sostienen en sus tradiciones que sus dioses titulares los guiaron a la zona montañosa de Oaxaca, Guerrero y Puebla, de donde emergieron las primeras dinastías.

Desde la antigüedad hasta la edad media

De modo similar, en la Grecia y Roma antiguas, muchos de los dioses estaban identificados con procesos geológicos. Por ejemplo, las erupciones volcánicas de Sicilia eran atribuidas a Vulcano. Se atribuye al filósofo griego Tales de Mileto, del siglo VI a.C., la primera ruptura con la mitología tradicional. Consideraba los fenómenos geológicos como sucesos naturales y ordenados que pueden ser estudiados a la luz de la razón y no como intervenciones sobrenaturales. El filósofo griego Demócrito hizo progresar esta filosofía con la teoría según la cual toda la materia se componía de átomos. Basándose en esta teoría, ofreció explicaciones racionales de todo tipo de procesos geológicos: los terremotos, las erupciones volcánicas, el ciclo del agua, la erosión y la sedimentación. Sus enseñanzas fueron expuestas por el poeta romano Lucrecio en su poema De la naturaleza de las cosas. Aristóteles, uno de los filósofos de la naturaleza más influyentes de todos los tiempos, descubrió en el siglo IV a.C. que las conchas fósiles encajadas en estratos de roca sedimentaria eran similares a las encontradas en las playas. Con esta observación supuso que las posiciones relativas de la tierra y del mar habían fluctuado en el pasado y comprendió que estos cambios requerirían grandes periodos de tiempo. Teofrasto, discípulo de Aristóteles, contribuyó al pensamiento geológico escribiendo el primer libro de mineralogía. Se llamaba De las piedras, y fue la base de la mayoría de las mineralogías de la edad media y de épocas posteriores.

El renacimiento

El renacimiento marcó el verdadero inicio del estudio de las ciencias de la Tierra; la gente empezó a observar los procesos geológicos mucho más que los griegos clásicos lo hicieron. Si Leonardo da Vinci no fuera tan conocido como pintor o ingeniero, lo sería como pionero de la ciencia natural. Se dio cuenta, por ejemplo, de que los paisajes están esculpidos por fenómenos de erosión, y de que las conchas fósiles de las piedras calizas de los Apeninos eran los restos de organismos marinos que habían vivido en el fondo de un mar antiguo que debía de haber cubierto Italia.

Después de Leonardo, el filósofo naturalista francés Bernard Palissy escribió sobre la naturaleza y el estudio científico de los suelos, de las aguas subterráneas y de los fósiles. Los trabajos clásicos sobre minerales de este periodo fueron escritos, sin embargo, por Georgius Agricola, un alemán experto en mineralogía que publicó De re metallica (1556) y De natura fossilium (1546). Agricola recopiló los desarrollos más recientes de geología, mineralogía, minería y metalurgia de su época; sus trabajos fueron traducidos con profusión.

Siglo XVII

Niels Stensen, un danés —más conocido por la versión latina de su nombre, Nicolaus Steno—, sobresale entre los geocientíficos del siglo XVII. En 1669 demostró que los ángulos interfaciales de los cristales de cuarzo eran constantes, con independencia de la forma y del tamaño de los cristales y que, por extensión, la estructura de otras especies cristalinas también sería constante. Así, al llamar la atención sobre el significado de la forma de los cristales, Steno sentó las bases de la ciencia cristalográfica. Sus observaciones sobre la naturaleza de los estratos de roca le llevaron a formular la ley de la superposición, uno de los principios básicos de la estratigrafía (ver más adelante).

Siglos XVIII y XIX

El pensamiento geológico del siglo XVIII se caracterizó por los debates entre escuelas opuestas. Los plutonistas, que proponían que todas las rocas de la Tierra se solidificaron a partir de una masa fundida y que luego fueron alteradas por otros procesos, se oponían a los neptunistas, cuyo principal exponente fue el geólogo alemán Abraham Gottlob Werner. Werner proponía que la corteza terrestre consistía en una serie de capas derivadas de material sedimentario depositadas en una secuencia regular por un gran océano, como en las capas de una cebolla. Por el contrario, el geólogo escocés James Hutton y los plutonistas, como eran llamados sus seguidores, distinguían las rocas sedimentarias de las intrusivas de origen volcánico.

En 1785, Hutton introdujo el concepto de uniformitarianismo según el cual la historia de la Tierra puede ser interpretada sirviéndose sólo de los procesos geológicos ordinarios conocidos por los observadores modernos. Pensó que muchos de estos procesos, actuando de manera muy lenta, como lo hacen ahora, tardarían millones de años en crear los paisajes actuales. Esta teoría contradecía todas las opiniones teológicas de su tiempo que consideraban que la Tierra tendría unos 4.000 años. Los antagonistas de Hutton, liderados por el naturalista francés Georges Cuvier, creían que cambios bruscos y violentos —catástrofes naturales como inundaciones y seísmos— eran los responsables de las características geológicas terrestres. Por esta razón se les denominaba catastrofistas.

El debate enfervorizado establecido entre estas dos escuelas empezó a declinar hacia el lado de los uniformitarios con la publicación de los Principios de Geología (1830-1833) de Charles Lyell. Nacido en 1797, año de la muerte de Hutton, Lyell se convirtió en la mayor influencia sobre la teoría geológica moderna, atacando con valentía los prejuicios teológicos sobre la edad de la Tierra y rechazando los intentos de interpretación de la geología bajo la luz de las Escrituras.

En las colonias de América del Norte, el conocido topógrafo, delineante y cartógrafo Lewis Evans había hecho notables contribuciones al saber geológico de América antes del influyente trabajo de Lyell. Para Evans era evidente que la erosión de los ríos y los depósitos fluviales eran procesos que habían ocurrido en el pasado. Además, a lo largo de su trabajo, apareció el concepto de isostasia: la densidad de la corteza terrestre decrece al crecer su espesor.

Junto al trabajo de Lyell, los principales avances de la geología en el siglo XIX fueron las nuevas reacciones contra los conceptos tradicionales, la promoción de la teoría glacial, el inicio de la geomorfología en América, las teorías sobre el crecimiento de las montañas y el desarrollo de la llamada escuela estructuralista (ver más abajo).

Teoría glaciar

La teoría glaciar derivó del trabajo de Lyell, entre otros. Propuesta por primera vez hacia 1840 y aceptada después universalmente, esta teoría enuncia que los depósitos originados por glaciares y planos de hielo se han sucedido en un movimiento lento desde latitudes altas hasta otras más bajas durante el pleistoceno (véase Cuaternario). El naturalista suizo Horace Bénédict de Saussure fue uno de los primeros en creer que los glaciares de los Alpes tenían la fuerza suficiente para mover grandes piedras. El naturalista estadounidense de origen suizo Louis Agassiz interpretó de forma muy precisa el impacto ambiental de este agente erosivo y de transporte, y junto a sus colegas, acumuló diversas evidencias que apoyaron el concepto del avance y del retroceso de los glaciares continentales y montañosos.

Estratigrafía

El geólogo británico William Smith hizo progresar la estratigrafía al descubrir los estratos de Inglaterra y representarlos en un mapa geológico que hoy permanece casi inalterado. Smith, en un primer momento, investigó los estratos a lo largo de distancias relativamente cortas; luego, correlacionó unidades estratigráficas del mismo periodo pero con distinto contenido en rocas. Después del desarrollo de la teoría de la evolución de Charles Darwin en el siglo XIX, se pudo llegar al principio de la sucesión de la fauna. Según este principio, la vida en cada periodo de la historia terrestre es única, los restos fósiles son una base para el reconocimiento de los yacimientos que les son contemporáneos y pueden ser usados para reunir fragmentos registrados dispersos en una secuencia cronológica conocida como escala geológica (ver más abajo).

Ciclos de actividad geológica

Muchos geólogos del siglo XIX comprendieron que la Tierra es un planeta con actividad térmica y dinámica, tanto en su interior como en su corteza. Los que eran conocidos como estructuralistas o neocatastrofistas creían que los trastornos catastróficos o estructurales eran responsables de las características topográficas de la Tierra. Así, el geólogo inglés William Buckland y sus seguidores postulaban cambios frecuentes del nivel marino y cataclismos en las masas de tierra para explicar las sucesiones y las roturas, o disconformidades, de las secuencias estratigráficas. Por el contrario, Hutton consideraba la historia terrestre en términos de ciclos sucesivos superpuestos de actividad geológica. Llamaba cinturones orogénicos a las cintas largas de rocas plegadas, que se creía que eran resultado de una variedad de ciclos, y orogénesis a la formación de montañas por los procesos de plegamiento y de elevación. Otros geólogos apoyaron más tarde estos conceptos y distinguieron cuatro grandes periodos orogénicos: el huronense (final de la era precámbrica); el caledonio (principio de la era paleozoica); el herciniano (final de la era paleozoica) y el alpino (final del periodo cretácico).

Estudio de campo

La exploración del Medio Oeste (Estados Unidos) en el siglo XIX suministró todo un cuerpo nuevo de datos geológicos que tuvieron un efecto inmediato en la teoría geomorfológica. Las primeras expediciones de medición en esta zona fueron lideradas por Clarence King, Ferdinand Vandeever Hayden y John Wesley Powell, entre otros, bajo los auspicios del gobierno. Grove Karl Gilbert, el más sobresaliente de los colaboradores de Powell, reconoció un tipo de topografía causada por fallas en la corteza terrestre y dedujo un sistema de leyes que gobierna el desarrollo de los continentes. También en Argentina, el antropólogo y geólogo Florentino Ameghino (1854-1911) desarrolló una labor intensa en toda América del Sur, especialmente en el Cono Sur. Evolucionista en la dirección de Lyell y Darwin, publicó, entre otras obras, Geología, paleografía, paleontología y antropología de la República Argentina (1910).

Siglo XX

Los avances tecnológicos de este siglo han suministrado herramientas nuevas y sofisticadas a los geólogos y les han permitido medir y controlar los procesos terrestres con una precisión antes inalcanzable. En su teoría básica, el campo de la geología experimentó una gran revolución con la introducción y el desarrollo de la hipótesis de la tectónica de placas que establece que la corteza de la Tierra se divide en varias placas que se mueven, chocan o se alejan en intervalos geológicos. Se considera ahora que las placas grandes empiezan en dorsales oceánicas y de otros tipos, llamados centros de extensión, y se mueven hacia fosos submarinos, o zonas de subducción, donde la materia de la corteza desciende de nuevo. Los lugares de la Tierra donde se producen los grandes terremotos tienden a situarse en los límites de estas placas sugiriendo que la actividad sísmica puede interpretarse como el resultado de movimientos horizontales de éstas.

Esta hipótesis se relaciona con el concepto de deriva continental, propuesta por el geofísico alemán Alfred Wegener en 1912. Fue apoyada más tarde por la exploración de las profundidades marinas, gracias a la cual se obtuvieron pruebas de que el fondo marino se extiende, creando un flujo de corteza nueva en las dorsales oceánicas. El concepto de la tectónica de placas se ha relacionado desde entonces con el origen y el crecimiento de los continentes, con la generación de corteza continental y oceánica y con su evolución temporal. De esta forma, los geólogos del siglo XX han desarrollado una teoría para unificar muchos de los procesos más importantes que dan forma a la Tierra y a sus continentes.

La escala de tiempos geológicos

Se obtienen registros de la geología de la Tierra de cuatro clases principales de roca, cada una producida en un tipo distinto de actividad cortical: 1) erosión y sedimentación producen capas sucesivas de rocas sedimentarias; 2) expulsión, por cámaras profundas de magma, de roca fundida que se enfría en la superficie de la corteza terrestre y suministra información sobre la actividad volcánica; 3) estructuras geológicas desarrolladas por rocas preexistentes, restos de antiguas deformaciones; y 4) registros de actividad plutónica o magmática en el interior de la Tierra suministrados por estudios de las rocas metamórficas o rocas graníticas profundas. Se establece un esquema con los sucesos geológicos al datar estos episodios usando diversos métodos radiométricos y relativistas.

Las divisiones de la escala de tiempos geológicos resultante se basan, en primer lugar, en las variaciones de las formas fósiles encontradas en los estratos sucesivos. Sin embargo, los primeros 4.000 a 6.000 millones de años de la corteza terrestre están registrados en rocas que no contienen casi ningún fósil; sólo existen fósiles adecuados para correlaciones estratigráficas de los últimos 600 millones de años, desde el cámbrico inferior. Por esta razón, los científicos dividen la extensa existencia de la Tierra en dos grandes divisiones de tiempo: el criptozoico (vida oculta), o precámbrico, y el fanerozoico (vida evidente), o cámbrico, junto a las divisiones de tiempo más recientes.

Diferencias fundamentales en los agregados fósiles del fanerozoico primitivo, medio y tardío han dado lugar a la designación de tres grandes eras: el paleozoico (vida antigua), el mesozoico (vida intermedia) y el cenozoico (vida reciente). Las principales divisiones de cada una de estas eras son los periodos geológicos, durante los cuales las rocas de los sistemas correspondientes fueron depositadas en todo el mundo. Los periodos tienen denominaciones que derivan en general de las regiones donde sus rocas características están bien expuestas; por ejemplo, el pérmico se llama así por la provincia de Perm, en Rusia. Algunos periodos, por el contrario, tienen el nombre de depósitos típicos, como el carbonífero por sus lechos de carbón, o de pueblos primitivos, como el ordovícico y el silúrico por los ordovices y los siluros de las antiguas Gran Bretaña y Gales. Los periodos terciario y cuaternario de la era cenozoica se dividen en épocas y edades, desde el paleoceno al holoceno (o tiempo más reciente). Además de estos periodos, los geólogos también usan divisiones para el tiempo de las rocas, llamados sistemas, que de forma similar se dividen en series y algunas veces en unidades aún más pequeñas llamadas fases. Véase Eón.

El descubrimiento de la radiactividad permitió a los geólogos del siglo XX idear métodos de datación nuevos, pudiendo así asignar edades absolutas, en millones de años, a las divisiones de la escala de tiempos. A continuación se expone una descripción general de estas divisiones y de las formas de vida en las que se basan. Los registros fósiles más escasos de los tiempos precámbricos, como hemos dicho, no permiten divisiones tan claras.

Periodo cámbrico (570 a 500 millones de años)

Una explosión de vida pobló los mares, pero la tierra firme permaneció estéril. Toda la vida animal era invertebrada, y los animales más comunes eran los artrópodos llamados trilobites (extintos en la actualidad) con miles de especies diferentes. Colisiones múltiples entre las placas de la corteza terrestre crearon el primer supercontinente, llamado Gondwana.

Periodo ordovícico (500 a 430 millones de años)

El predecesor del océano Atlántico actual empezó a contraerse mientras que los continentes de esa época se acercaban unos a otros. Los trilobites seguían siendo abundantes; importantes grupos hicieron su primera aparición, entre ellos estaban los corales, los crinoideos, los briozoos y los pelecípodos. Surgieron también peces con escudo óseo externo y sin mandíbula —son los primeros vertebrados conocidos— sus fósiles se encuentran en lechos de antiguos estuarios de América del Norte.

Periodo silúrico (430 a 395 millones de años)

La vida se aventuró en tierra bajo la forma de plantas simples llamadas psilofitas, que tenían un sistema vascular para la circulación de agua, y de animales parecidos a los escorpiones, parientes de los artrópodos marinos, extintos en la actualidad, llamados euriptéridos. La cantidad y la variedad de trilobites disminuyeron, pero los mares abundaban en corales, en cefalópodos y en peces mandibulados.

Periodo devónico (395 a 345 millones de años)

Este periodo se conoce también como la edad de los peces, por la abundancia de sus fósiles entre las rocas de este periodo. Los peces se adaptaron tanto al agua dulce como al agua salada. Entre ellos había algunos con escudo óseo externo, con o sin mandíbula, tiburones ancestros y peces óseos a partir de los cuales evolucionaron los anfibios. (Aún existe una subespecie de los tiburones de esta época). En las zonas de tierra, se hallaban muchos helechos gigantes.

Periodo carbonífero (345 a 280 millones de años)

Los trilobites estaban casi extinguidos, pero los corales, los crinoideos y los braquiópodos eran abundantes, así como todos los grupos de moluscos. Los climas húmedos y cálidos fomentaron la aparición de bosques exuberantes en los pantanales, en ellos se formaron los actuales lechos de carbón más grandes. Las plantas dominantes eran los licopodios con forma de árbol, los equisetos, los helechos y unas plantas extintas llamadas pteridospermas o semillas de helecho. Los anfibios se extendieron y dieron nacimiento a los reptiles, primeros vertebrados que vivían sólo en tierra. Aparecieron también insectos alados como las libélulas.

Periodo pérmico (280 a 225 millones de años)

Las zonas de tierra se unieron en un único continente llamado Pangea, y en la región que correspondía con América del Norte se formaron los Apalaches. En el hemisferio norte aparecieron plantas semejantes a las palmeras y coníferas auténticas que sustituyeron a los bosques de carbón. Los cambios en el medio, resultado de la redistribución de tierra y agua, provocaron la mayor extinción de todos los tiempos. Los trilobites y muchos peces y corales desaparecieron cuando terminó el paleozoico.

Periodo triásico (225 a 195 millones de años)

El principio de la era mesozoica quedó marcado por la reaparición de Gondwana cuando Pangea se dividió en los supercontinentes del Norte (Laurasia) y del Sur (Gondwana). Las formas de vida cambiaron considerablemente en esta era, conocida como la edad de los reptiles. Aparecieron nuevas familias de pteridospermas, y las coníferas y los cicadofitos se convirtieron en los mayores grupos florales, junto a los ginkgos y a otros géneros. Surgieron reptiles, como los dinosaurios y las tortugas, además de los mamíferos.

Periodo jurásico (195 a 136 millones de años)

Al desplazarse Gondwana, el norte del océano Atlántico se ensanchaba y nacía el Atlántico sur. Los dinosaurios dominaban en tierra, mientras crecía el número de reptiles marinos, como los ictiosaurios y los plesiosaurios. Aparecieron los pájaros primitivos y los corales formadores de arrecifes crecían en las aguas poco profundas de las costas. Entre los artrópodos evolucionaron animales semejantes a los cangrejos y a las langostas.

Periodo cretácico (136 a 65 millones de años)

Los dinosaurios prosperaron y evolucionaron hacia formas más específicas, para desaparecer de forma brusca al final de este periodo, junto a muchas otras formas de vida. (Las teorías para explicar esta extinción masiva tienen en la actualidad un gran interés científico). Los cambios florales de este periodo fueron los más notables de los ocurridos en la historia terrestre. Las gimnospermas estaban extendidas, pero al final del periodo aparecieron las angiospermas (plantas con flores).

Periodo terciario (65 a 2,5 millones de años)

En el terciario se rompió el enlace de tierra entre América del Norte y Europa y, al final del periodo, se fraguó el que une América del Norte y América del Sur. Durante el cenozoico, las formas de vida de la tierra y del mar se hicieron más parecidas a las existentes ahora. Se termina de formar la Patagonia y el levantamiento de la cordillera de los Andes. La hierba era más prominente, y esto provocó cambios en la dentición de los animales herbívoros. Al haber desaparecido la mayoría de los reptiles dominantes al final del cretácico, el cenozoico fue la edad de los mamíferos. De esta forma, en la época del eoceno se desarrollaron nuevos grupos de mamíferos, como los parecidos a caballos pequeños, los rinocerontes, los tapires, los rumiantes, las ballenas y los ancestros de los elefantes. En el oligoceno aparecieron miembros de las familias de los gatos y de los perros. En el mioceno los marsupiales eran numerosos, y surgieron los antropoides (semejantes a los humanos). En el plioceno, los mamíferos con placenta alcanzaron su apogeo, en número y diversidad de especies, extendiéndose hasta el periodo cuaternario.

Periodo cuaternario (desde hace 2,5 millones de años hasta la actualidad)

Capas de hielo continentales intermitentes cubrieron gran parte del hemisferio norte. Los restos fósiles ponen de manifiesto que hubo muchos tipos de prehumanos primitivos en el norte y sur de África, en China y en Java, en el pleistoceno bajo y medio; pero los humanos modernos (Homo sapiens) no surgieron hasta el final del pleistoceno. Más tarde, en este periodo, los humanos cruzaron al Nuevo Mundo a través del estrecho de Bering. Las capas de tierra retrocedieron al final y empezó la edad moderna. Se inicia el descenso y retroceso continental desde el estrecho de Magallanes hasta las Antillas y se generan ríos y lagunas.

Campos del estudio geológico

La geología se ocupa de la historia de la Tierra, e incluye la historia de la vida, y cubre todos los procesos físicos que actúan en la superficie o en la corteza terrestres. En un sentido más amplio, estudia también las interacciones entre las rocas, los suelos, el agua, la atmósfera y las formas de vida. En la práctica, los geólogos se especializan en una rama, física o histórica, de la geología. La geología física incluye campos como geofísica, petrología y mineralogía, y está enfocada hacia los procesos y las fuerzas que dan forma al exterior de la Tierra y que actúan en su interior. Mientras, la geología histórica está interesada por la evolución de la superficie terrestre y de sus formas de vida e implica investigaciones de paleontología, de estratigrafía, de paleografía y de geocronología.

Geofísica

El objetivo de los geofísicos es deducir las propiedades físicas de la Tierra, junto a su composición interna, a partir de diversos fenómenos físicos. Estudian el campo geomagnético, el paleomagnetismo en rocas y suelos, los fenómenos de flujo de calor en el interior terrestre, la fuerza de la gravedad y la propagación de ondas sísmicas (sismología), por ejemplo. Como subcampo, la geofísica aplicada investiga, con propósitos relacionados con el ser humano, características de escala muy pequeña y poco profundas en la corteza, como pequeños domos, sinclinales y fallas. La geofísica de exploración combina también información física y geológica para resolver problemas prácticos relacionados con la búsqueda de petróleo y gas, con la localización de estratos de agua, con la detección de yacimientos con menas nuevas de metales y con diversos tipos de ingeniería civil.

Geoquímica

La geoquímica se refiere a la química de la Tierra en su conjunto, pero el tema se divide en áreas como la geoquímica sedimentaria, la orgánica, el nuevo campo de la geoquímica del entorno y algunos otros. El origen y la evolución de los elementos terrestres y de las grandes clases de rocas y minerales son importantes para los geoquímicos. En especial estudian la distribución y las concentraciones de los elementos químicos en los minerales, las rocas, los suelos, las formas de vida, el agua y la atmósfera. El conocimiento de su circulación —por ejemplo, los ciclos geoquímicos del carbono, el nitrógeno, el fósforo y el azufre— tiene importancia práctica, así como el estudio de la distribución y abundancia de los isótopos y de su estabilidad en la naturaleza (véase Ciclo del carbono). La geoquímica de exploración, o de prospección, tiene aplicaciones prácticas en los principios geoquímicos teóricos de la búsqueda de minerales.

Petrología

La petrología se encarga del origen, la aparición, la estructura y la historia de las rocas, en particular de las ígneas y de las metamórficas. (El estudio de la petrología de sedimentos y de rocas sedimentarias se conoce como petrología sedimentaria). La petrografía, disciplina relacionada, trata de la descripción y las características de las rocas cristalinas determinadas por examen microscópico con luz polarizada. Los petrólogos estudian los cambios ocurridos de forma espontánea en las masas de roca cuando el magma se solidifica, cuando rocas sólidas se funden total o parcialmente, o cuando sedimentos experimentan transformaciones químicas o físicas. Quienes trabajan en este campo se preocupan de la cristalización de los minerales y de la solidificación del vidrio desde materia fundida a altas temperaturas (procesos ígneos), de la recristalización de minerales a alta temperatura sin la mediación de una fase fundida (procesos metamórficos), del intercambio de iones entre minerales de rocas sólidas y de fases fluidas migratorias (procesos metasomáticos o diagenéticos) y de los procesos de sedimentación, que incluyen la meteorización, el transporte y el depósito.

Mineralogía

La ciencia de la mineralogía trata de los minerales de la corteza terrestre y de los encontrados fuera de la Tierra, como las muestras lunares o los meteoritos. (La cristalografía, rama de la mineralogía, implica el estudio de la forma externa y de la estructura interna de los cristales naturales y artificiales). Los mineralogistas estudian la formación, la aparición, las propiedades químicas y físicas, la composición y la clasificación de los minerales. La mineralogía determinativa es la ciencia de la identificación de un espécimen por sus propiedades físicas y químicas. La mineralogía económica se especializa en los procesos responsables de la formación de menas, en especial de las que tienen importancia industrial y estratégica.

Geología estructural

Aunque, en un principio, a los geólogos estructurales les ocupaba especialmente el análisis de las deformaciones de los estratos sedimentarios, ahora estudian más las de las rocas en general. Comparando las distintas características de estructuras, se puede llegar a una clasificación de tipos relacionados. La geología estructural comparativa, que se ocupa de los grandes rasgos externos, contrasta con las aproximaciones teóricas y experimentales que emplean el estudio microscópico de granos minerales de rocas deformadas. Los geólogos especializados en la búsqueda del petróleo y del carbón deben usar la geología estructural en su trabajo diario, en especial en la prospección petrolífera, donde la detección de trampas estructurales que puedan contener petróleo es una fuente importante de información.

Sedimentología

Este campo, también llamado geología sedimentaria, investiga los depósitos terrestres o marinos, antiguos o recientes, su fauna, su flora, sus minerales, sus texturas y su evolución en el tiempo y en el espacio. Los sedimentólogos estudian numerosos rasgos intrincados de rocas blandas y duras y sus secuencias naturales, con el objetivo de reestructurar el entorno terrestre primitivo en sus sistemas estratigráficos y tectónicos. El estudio de las rocas sedimentarias incluye datos y métodos tomados de otras ramas de la geología, como la estratigrafía, la geología marina, la geoquímica, la mineralogía y la geología del entorno.

Paleontología

La paleontología, estudio de la vida prehistórica, investiga la relación entre los fósiles de animales (paleozoología) y de plantas (paleobotánica) con plantas y animales existentes. La investigación de fósiles microscópicos (micropaleontología) implica técnicas distintas que la de especímenes mayores. Los fósiles, restos de vida del pasado geológico preservados por medios naturales en la corteza terrestre, son los datos principales de esta ciencia. La paleontografía es la descripción formal y sistemática de los fósiles (de plantas y de animales), y las paleontologías de invertebrados y vertebrados se consideran con frecuencia subdisciplinas separadas.

Geomorfología

La geomorfología, es decir, forma y desarrollo de la Tierra, es el intento de establecer un modelo de la parte externa de la Tierra. Los geomorfólogos explican la morfología de la superficie terrestre en términos de principios relacionados con la acción glaciar, los procesos fluviales, el transporte y los depósitos realizados por el viento, la erosión y la meteorización. Los subcampos más importantes se especializan en las influencias tectónicas en la forma de las masas de tierra (morfotectónica), en la influencia del clima en los procesos morfogenéticos y en los agregados de tierra (geomorfología del clima) y en la medida y el análisis estadístico de datos (geomorfología cuantitativa).

Geología económica

Esta rama mayor de la geología conecta con el análisis, la exploración y la explotación de materia geológica útil para los humanos, como combustibles, minerales metálicos y no metálicos, agua y energía geotérmica. Campos afines incluyen la ciencia de la localización de minerales industriales o estratégicos (geología de exploración), el procesado de menas o vetas (metalurgia) y la aplicación práctica de las teorías geológicas a la minería (geología minera).

Ingeniería geológica (y del entorno)

Los ingenieros geólogos aplican los principios geológicos a la investigación de los materiales naturales —tierra, roca, agua superficial y agua subterránea— implicados en el diseño, la construcción y la explotación de proyectos de ingeniería civil. Son representativos de estos proyectos los diques, los puentes, las autopistas, los oleoductos, el desarrollo de zonas de alojamiento y los sistemas de gestión de residuos. Una nueva rama, la geología del entorno, recoge y analiza datos geológicos con el objetivo de resolver los problemas creados por el uso humano del entorno natural. El más importante de ellos es el peligro para la vida y la propiedad que deriva de la construcción de casas y de otras estructuras en áreas sometidas a sucesos geológicos, en particular terremotos, taludes (véase Corrimiento de tierra), erosión de las costas e inundaciones (véase Medidas de control de inundaciones). El alcance de la geología del entorno es muy grande al comprender ciencias físicas como geoquímica e hidrología, ciencias biológicas y sociales e ingeniería.

Procesos geológicos

Los procesos geológicos pueden dividirse en los que se originan en el interior de la Tierra (procesos endógenos) y los que lo hacen en su parte externa (procesos exógenos).

Procesos endógenos

La separación de las grandes placas litosféricas, la deriva continental y la expansión de la corteza oceánica ponen en acción fuerzas dinámicas asentadas a grandes profundidades. El diastrofismo es un término general que alude a los movimientos de la corteza producidos por fuerzas terrestres endogénicas que producen las cuencas de los océanos, los continentes, las mesetas y las montañas. El llamado ciclo geotectónico relaciona estas grandes estructuras con los movimientos principales de la corteza y con los tipos de rocas en distintos pasos de su desarrollo.

La orogénesis, o creación de montañas, tiende a ser un proceso localizado que distorsiona los estratos preexistentes. La epirogenia afecta a partes grandes de los continentes y de los océanos, sobre todo por movimientos verticales, y produce mesetas y cuencas. Los desplazamientos corticales lentos y graduales actúan en particular sobre los cratones, regiones estables de la corteza. Las fracturas y desplazamientos de rocas, que pueden medir desde unos pocos centímetros hasta muchos kilómetros, se llaman fallas. Su aparición está asociada con los bordes entre placas que se deslizan unas sobre otras —por ejemplo, la falla de San Andrés— y con lugares donde los continentes se separan, como el valle del Rift, en África occidental. Los géiseres y los manantiales calientes se encuentran, como los volcanes, en áreas tectónicas inestables.

Los volcanes se producen por la efusión de lava desde las profundidades de la Tierra. La meseta de Columbia, en el oeste de Estados Unidos, está cubierta por una capa de basalto volcánico con más de 3.000 m de espesor y un área de unos 52.000 cm2. Estas mesetas basálticas han sido creadas por volcanes. Los volcanes de la cordillera de los Andes (sur) arrojaban, ya en el cenozoico, gran cantidad de cenizas, las cuales, desparramadas, dieron origen a la región Santacruceña (Argentina), donde los mantos de basalto cubren la meseta patagónica. Otros tipos de volcanes incluyen los acorazados, con perfil ancho y convexo, como los que forman las islas Hawai, y los estratificados, como el Fuji Yama y el monte Saint Helens (Estados Unidos), compuestos de capas yuxtapuestas de diferentes materiales.

Los sismos están causados por la descarga abrupta de tensiones acumuladas de forma muy lenta por la actividad de las fallas, de los volcanes o de ambos. El movimiento súbito de la superficie terrestre es una manifestación de procesos endógenos que pueden provocar olas sísmicas (tsunamis), taludes, colapso de superficies o subsidencia y fenómenos relacionados.

Procesos exogénicos

Cualquier medio natural capaz de mover la materia terrestre se llama agente geomórfico. El agua corriente, la subterránea, los glaciares, el viento y los movimientos de agua embalsada en el interior (como mareas, olas y corrientes) son agentes geotérmicos primarios. Puesto que se originan en el exterior de la corteza, estos procesos se llaman epígenos o exógenos.

La meteorización es un término que designa un grupo de procesos responsables de la desintegración y de la descomposición de rocas sobre el terreno. Puede ser física, química o biológica y es un prerrequisito para la erosión. La caída de masas ladera abajo (transferencia de material hacia abajo por la acción de su propio peso) comprende deslizamientos y procesos como los flujos y corrimientos de tierra y las avalanchas de escombros. La acción hidráulica es el arrastre por el agua de materia en suspensión o suelta de mayor tamaño; el proceso similar llevado a cabo por el viento se conoce como deflación. La acción de hielo en movimiento se llama a veces burilado; y los glaciares provocan arranques y transportes de rocas. La sedimentación fluvial contribuye al nivelado general de la superficie terrestre como resultado de depósitos, que se forman cuando el medio que los transporta pierde fuerza.

Organizaciones

Numerosas organizaciones geológicas prestan a sus miembros una amplia variedad de servicios. En primer lugar, actúan como foros para la difusión del conocimiento mediante revistas profesionales, boletines y otras comunicaciones. Proporcionan además códigos de conducta profesional, cursos prácticos, servicios de colocación y certificación de especialistas. Entre las organizaciones más representativas están la Asociación de Geocientíficos para el Desarrollo Internacional, la Sociedad de Información de la Geociencia, la Unión Internacional de las Ciencias Geológicas, la Sociedad de Geólogos Económicos y la Sociedad de Paleontólogos y Mineralogistas Económicos.

Mineral (química), en general, cualquier elemento o compuesto químico que se encuentre en la naturaleza; en mineralogía y geología, compuestos y elementos químicos formados mediante procesos inorgánicos. El petróleo y el carbón, que se forman por la descomposición de la materia orgánica, no son minerales en sentido estricto. Se conocen actualmente más de 3.000 especies de minerales, la mayoría de los cuales se caracterizan por su composición química, su estructura cristalina y sus propiedades físicas. Se pueden clasificar según su composición química, tipo de cristal, dureza y apariencia (color, brillo y opacidad). En general los minerales son sustancias sólidas, siendo los únicos líquidos el mercurio y el agua. Todas las rocas que constituyen la corteza terrestre están formadas por minerales. Los depósitos de minerales metálicos de valor económico y cuyos metales se explotan se denominan yacimientos.

Carbono, de símbolo C, es un elemento crucial para la existencia de los organismos vivos, y que tiene muchas aplicaciones industriales importantes. Su número atómico es 6; y pertenece al grupo 14 (o IVA) del sistema periódico.

Propiedades

La masa atómica del carbono es 12,01115. Las tres formas de carbono elemental existentes en la naturaleza (diamante, grafito y carbono amorfo) son sólidos con puntos de fusión extremadamente altos, e insolubles en todos los disolventes a temperaturas ordinarias. Las propiedades físicas de las tres formas difieren considerablemente a causa de las diferencias en su estructura cristalina. En el diamante, el material más duro que se conoce, cada átomo está unido a otros cuatro en una estructura tridimensional, mientras que el grafito consiste en láminas débilmente unidas de átomos dispuestos en hexágonos.

El carbono amorfo se caracteriza por un grado de cristalización muy bajo. Puede obtenerse en estado puro calentando azúcar purificada a 900 °C en ausencia de aire.

El carbono tiene la capacidad única de enlazarse con otros átomos de carbono para formar compuestos en cadena y cíclicos muy complejos. Esta propiedad conduce a un número casi infinito de compuestos de carbono, siendo los más comunes los que contienen carbono e hidrógeno. Sus primeros compuestos fueron identificados a principios del siglo XIX en la materia viva, y debido a eso, el estudio de los compuestos de carbono se denominó química 'orgánica' (véase Química orgánica).

A temperaturas normales, el carbono se caracteriza por su baja reactividad. A altas temperaturas, reacciona directamente con la mayoría de los metales formando carburos, y con el oxígeno formando monóxido de carbono (CO) y dióxido de carbono (CO2). El carbono en forma de coque se utiliza para eliminar el oxígeno de las menas que contienen óxidos de metales, obteniendo así el metal puro. El carbono forma también compuestos con la mayoría de los elementos no metálicos, aunque algunos de esos compuestos, como el tetracloruro de carbono (CCl4), han de ser obtenidos indirectamente.

Estado natural

El carbono es un elemento ampliamente distribuido en la naturaleza, aunque sólo constituye un 0,025% de la corteza terrestre, donde existe principalmente en forma de carbonatos. El dióxido de carbono es un componente importante de la atmósfera y la principal fuente de carbono que se incorpora a la materia viva. Por medio de la fotosíntesis, los vegetales convierten el dióxido de carbono en compuestos orgánicos de carbono, que posteriormente son consumidos por otros organismos (véase Ciclo del carbono).

El carbono amorfo se encuentra con distintos grados de pureza en el carbón de leña, el carbón, el coque, el negro de carbono y el negro de humo. El negro de humo, al que a veces se denomina de forma incorrecta negro de carbono, se obtiene quemando hidrocarburos líquidos como el queroseno, con una cantidad de aire insuficiente, produciendo una llama humeante. El humo u hollín se recoge en una cámara separada. Durante mucho tiempo se utilizó el negro de humo como pigmento negro en tintas y pinturas, pero ha sido sustituido por el negro de carbono, que está compuesto por partículas más finas. El negro de carbono, llamado también negro de gas, se obtiene por la combustión incompleta del gas natural y se utiliza sobre todo como agente de relleno y de refuerzo en el caucho o hule.

En 1985, los científicos volatilizaron el grafito para producir una forma estable de molécula de carbono consistente en 60 átomos de carbono dispuestos en una forma esférica desigual parecida a un balón de fútbol. La molécula recibió el nombre de buckminsterfulereno ('pelota de Bucky' para acortar) en honor a R. Buckminster Fuller, el inventor de la cúpula geodésica. La molécula podría ser común en el polvo interestelar.

Aplicaciones científicas

El isótopo del carbono más común es el carbono 12; en 1961 se eligió este isótopo para sustituir al isótopo oxígeno 16 como medida patrón para las masas atómicas, y se le asignó la masa atómica 12.

Los isótopos carbono 13 y carbono 14 se usan como trazadores (véase Trazador isotópico) en la investigación bioquímica. El carbono 14 se utiliza también en la técnica llamada método del carbono 14 (véase Datación), que permite estimar la edad de los fósiles y otras materias orgánicas. Este isótopo es producido continuamente en la atmósfera por los rayos cósmicos, y se incorpora a toda la materia viva. Como el carbono 14 se desintegra con un periodo de semidesintegración de 5.760 años, la proporción entre el carbono 14 y el carbono 12 en un espécimen dado, proporciona una medida de su edad aproximada.

Precámbrico, en geología, la más antigua de las divisiones de la escala de tiempos geológicos para las que se reconocen estratos rocosos. La era incluye todo el intervalo comprendido entre la formación de la corteza sólida de la Tierra, hace más de 4.000 millones de años, y el comienzo y rápida evolución de la vida en los mares, hace 570 millones de años. En el transcurso de estos miles de millones de años, la superficie terrestre experimentó multitud de cambios importantes. En alguna fase temprana del precámbrico, la corteza se diferenció en las rocas 'simáticas' (sílice y magnesio), oscuras y pesadas, que revisten las gigantescas fosas en las que comenzaron a formarse los primeros océanos, y las rocas 'siálicas' (sílice y aluminio) que flotan sobre el sima y forman los continentes. Al mismo tiempo, la corteza se dividió en placas tectónicas, y dio lugar a la deriva continental (véase Tectónica de placas). Los primeros océanos se convirtieron en el hogar de las bacterias y algas aerobias de reciente aparición (véase Algas verdeazuladas). Se cree que estas formas tempranas de vida marina fueron las responsables de la generación de oxígeno, vertiendo el gas a la atmósfera primitiva durante millones de años y preparando el camino para la evolución de criaturas marinas dependientes del oxígeno durante el cámbrico, periodo del paleozoico.

Las rocas del precámbrico consisten en general en 1) una extensa serie de estratos ígneos y sedimentarios metamórficos, como gneis, esquistos, pizarras, cuarcitas y calizas cristalinas; 2) rocas ígneas, ligeramente alteradas y 3) rocas sedimentarias que contienen fósiles de vida marina primitiva uni y pluricelular, como algas, trazas de vida más primitiva, como bacterias y en las rocas precámbricas más jóvenes la fauna ediacarana, un conjunto de invertebrados marinos complejos de cuerpo blando, que no evolucionaron (véase Paleontología). Las rocas del precámbrico son ricas en menas y otros minerales: la mena de hierro de la región del lago Superior; oro, níquel y cobre, y canteras de piedra empleadas en la construcción como el granito y el mármol. Otros minerales de importancia económica presentes en las rocas del precámbrico incluyen el grafito, el granate, la apatita, el talco, el esmeril y el feldespato.

Véase Geología.

Paleozoico, en geología, una de las cuatro divisiones principales del tiempo geológico, precedida por el precámbrico y anterior al mesozoico. Se divide en el cámbrico, el ordovícico, el silúrico, el devónico, el carbonífero y el pérmico. El paleozoico empezó hace unos 570 millones de años y terminó hace unos 225 millones de años. La evolución de la vida, desde formas primitivas multicelulares que circulaban libremente por el mar hasta las especies terrestres superiores, puede investigarse gracias a los restos fósiles encontrados en los estratos de roca. A comienzos del paleozoico, los continentes se asentaban principalmente al sur del ecuador y fueron afectados por las glaciaciones.

Cronología, ciencia que trata de la división del tiempo en periodos regulares, la clasificación de los acontecimientos por el orden en que ocurrieron, la asignación de fechas correctas a sucesos conocidos y la eliminación de discrepancias en las fechas debidas a los distintos sistemas empleados en los tiempos antiguos y modernos (véase Datación).

Tiempo astronómico

La cronología astronómica se basa en fenómenos y leyes celestes. Las fechas de los fenómenos celestes pueden determinarse con bastante precisión mediante cálculos matemáticos. Contando hacia atrás, muchas veces es posible comprobar o determinar la fecha de un acontecimiento histórico en caso de que estuviera asociado con un suceso astronómico, por ejemplo un eclipse de Sol.

Tiempo geológico

La cronología geológica cubre toda la historia de la Tierra, que comenzó hace unos 4.600 millones de años; sólo se ve superada en duración por el tiempo astronómico, que abarca la edad del Universo (véase Cosmología). Los geólogos del siglo XIX tenían pocos elementos para calcular la edad de la Tierra y sus materiales, con lo que sus estimaciones —basadas en el ritmo de acumulación de los depósitos de sedimentación— eran muy diversas, desde 3 millones de años hasta 500 millones. Utilizando principalmente la correlación estratigráfica, a partir de fósiles y de otras informaciones (véase Geología), consiguieron construir una escala de tiempos 'relativa'. Pero este primer intento de cronología geológica no era demasiado útil para comparar la estratigrafía de un continente con la de otro, y sin ese tipo de comparaciones la historia de la Tierra seguía siendo un enigma. El descubrimiento de la radiactividad cambió todo al sentar las bases de la datación radiométrica. Estas técnicas de datación han hecho posible hallar la edad "absoluta" de un mineral o roca, con lo que es posible calcular con una precisión sin precedentes la edad de la Tierra o la antigüedad de acontecimientos geológicos remotos.

Tiempo arqueológico

Aunque en la datación de civilizaciones avanzadas se emplea con frecuencia la cronología política, para la datación de culturas poco avanzadas se usan métodos más parecidos a los empleados en geología. Por ejemplo, los arqueólogos registran cuidadosamente el orden de los depósitos sucesivos que contienen objetos de origen humano (estratigrafía). El principio de la estratigrafía es que, si los estratos no han sido perturbados, las capas más recientes están situadas sobre las capas más antiguas, relación que a veces se conoce como ley de superposición. El método estratigráfico de datación arqueológica es similar al empleado en geología. En ambos casos el espesor de los depósitos es una de las variables que determinan la edad. En ciertos pueblos antiguos la situación de las tumbas u objetos hacen que se recurra directamente a la cronología geológica para determinar la edad del depósito (véase Arqueología). Un método muy empleado para la datación de culturas humanas es la técnica del radiocarbono (carbono 14, o C14). Esta técnica se basa en que los organismos absorben durante su vida un isótopo radiactivo del carbono; los investigadores determinan la cantidad de radiocarbono que queda en las muestras orgánicas encontradas entre los objetos culturales. Este dato indica con bastante precisión el tiempo transcurrido desde la muerte del organismo.

Tiempo político o histórico

La cronología política se determina por las fechas y la secuencia de los acontecimientos de la historia humana. La mayoría de las naciones antiguas relacionaban su historia con el periodo en que vivió una figura importante o con el reinado de un soberano. Este sistema proporcionaba una cronología bastante completa de la vida de un individuo, pero con frecuencia se producían lagunas en los registros históricos de la nación entre la muerte de un rey y la subida al trono de su sucesor, o se omitían en los registros los reyes poco conocidos o impopulares. A medida que se desarrolló la cronología política los historiadores instauraron el uso de las llamadas eras, basadas en consideraciones nacionales, eclesiásticas o científicas: en cada era se tomaba como referencia un acontecimiento destacado o una fecha conveniente, denominado hito o época de dicha era.

Formas de Gobierno primitivas

Colegio von Humboldt

Formas de Gobierno Primitivo

INTRODUCCIÓN

Las formas de gobierno primitivas se originaron luego de la evolución del hombre en las organizaciones sociales creadas para poder dominar un determinado grupo de personas; para lograrlo crearon los clanes, tribus, gens y hordas hasta llegar al matriarcado y después continuar con el patriarcado.

Formas de Gobierno Primitivas

Tribu:

Término que indica a un grupo de personas que sus costumbres, lengua y territorio lo tienen en común. Las tribus tienen generalmente una lengua, y religión común.

El criterio más importante para la delimitación de una tribu continúa siendo la identidad idiomática y cultural.

La palabra tribu, ya casi no se usa porque le tienen como significado despectivo de las comunidades tildándolas de”poco desarrolladas”. Hoy se opta por la denominación más amplia de pueblo o etnia.

Horda:

Comunidad nómada que se distingue de la tribu por el carácter rudimentario de los vínculos sociales y espirituales que unen a los grupos familiares que la integran.

Gens:

Término que se refiere a la descendencia de un grupo de personas de un antepasado común por parte paterna. Por lo general, este grupo es algo mayor que una familia extensa y comparte un nombre común o apellido. Esta palabra se introdujo en el lenguaje por el siglo XVIII como sustituto de clan.

Clan:

Se deriva del gaélico clann, `descendencia', se define a un grupo de familias de una tribu cuyos miembros se originan de un antepasado común. Esta palabra mayormente hace referencia específica a los grupos que se originaron en Escocia e Irlanda hacia el año 1000 d.C.

Los antropólogos describen a un grupo de personas capaces de reconocer su descendencia respecto de un antepasado común, o que se identifican con un tótem o animal común. La pertenencia a un clan implica la solidaridad social, es decir, la obligación de prestar ayuda mutua, la participación en ritos y ceremonias, y el deber de venganza.

Patriarcado:

Organización social en la que el varón ejercía la autoridad en todos los ámbitos, asegurándose la transmisión del poder y la herencia por línea masculina.

La organización patriarcal se caracteriza fundamentalmente por la existencia de familias numerosas, normalmente basadas en la poligamia, dirigidas por el varón de más edad; la posición secundaria y subordinada de la mujer; la transmisión por línea masculina de bienes materiales y privilegios sociales, o el patrilinaje.

Matriarcado:

Sistema político en el que la mujer era dominante sobre el hombre.

Los dos pasos más definitorios del matriarcado son: residencia matrilocal y descendencia matrilineal. Otros pasos ayudantes son la matrifocalidad y la poliandria, generalmente fraternal.

Los wayúu/guajiros y los mapuche/araucanos son los más notorios ejemplos en América Latina de matriarcado.

CONCLUSIONES

El matriarcado fue el sistema de gobierno mas antiguo que rigió la humanidad y después le fue cedida al patriarcado, aun en la actualidad, en este nuevo milenio se pueden localizar comunidades en donde existe este sistema de gobierno primitivo.

Todo este proceso de formas de gobierno se logro a la evolución de la humanidad al pasar por las diferentes formas de organización social como las hordas, clanes, gens y tribus.

BIBLIOGRAFÍA

Enciclopedia Encarta2000 Microsoft. 1998-99 Multimedia CD-ROM.

Enciclopedia Océano Éxito. Editorial Océano. 1987.

Internet (www.altavista.com)

Láminas.

Folklore venezolano

íz coloreada con onoto y aromatizada al amasarse con caldo de gallina, es la primera en asomar su brillante colorido cuando abrimos una de nuestras delicias culinarias más solicitada: La Hallaca; la masa se extiende sobre hojas de plátano sirviendo de cama y cobija a todos los maravillosos componentes que integran el relleno de la hallaca... Es también el componente principal de la Polenta Criolla. Infinidad de usos le damos a la masa que se obtiene del maíz, pero definitivamente entre todos la reina es la Arepa.

4. Hable de la Artesanía Venezolana.

La trayectoria de la artesanía venezolana, desde los primeros tiempos de nuestra historia hasta nuestros días, ha ido construyendo los rasgos distintivos de nuestra identidad, como individuos y como colectivo. Ese proceso ha estado determinado por el medio ambiente y la realidad cultural, social y económica. En este contexto, surgen expresiones, símbolos, códigos lingüísticos, viviendas, vestuarios, artesanías, gastronomía, es decir, todo un mundo cultural que es lo que define al colectivo de todo pueblo o nación.

Las creencias, artes y valores, las prácticas y tradiciones que se trasmiten de generación en generación, sugieren la presencia de una memoria que vive en el espíritu del pueblo, que vive el presente poniendo en valor las experiencias ancestrales en la cotidianidad de su quehacer. Es así que los artesanos crean y recrean a diario nuestras tradiciones, revalorizando las expresiones y constituyendo una referencia obligada de nuestra venezolanidad.

Antes de la Conquista, las comunidades indígenas reflejan su producción creadora en los complejos líticos ubicados en el período de cazadores; en la cestería, la cerámica y los trabajos de concha; en los objetos para guardar y preservar los granos y raíces y en los instrumentos de pesca, testimonios todos de una producción artesanal que transforma la naturaleza, reflejando la evolución económica local -es decir, el ecodesarrollo"-, adaptando y creando tecnologías adecuadas a las condiciones ecológicas de la región.

A partir del siglo XVI, con la conquista y colonización española, se transforman estos modos de producción y la vinculación de las comunidades indígenas con su entorno. Los procesos de transculturación, afianzados con el mestizaje biológico, inciden en estas comunidades con el desarrollo de los cultivos comerciales del café y del cacao, característicos de la economía de la Colonia, como lo explican ampliamente Sanoja y Vargas (1983).

Por otra parte, a medida que los indios fueron perdiendo el control efectivo de sus tierras, su trabajo quedó disponible para diversas explotaciones económicas, tanto agrícolas como pecuarias y artesanales, abriendo el camino para el desarrollo de una economía de tipo capitalista, viéndose también la clase dominante, en posición de exigir al indio como tributo, productos que no formaban parte de la estructura tradicional indígena.

Este nuevo modelo de desarrollo económico dirigido a la expansión urbano-industrial, la preeminencia del petróleo y la considerable ampliación del sector público, al igual que produce grandes desigualdades económicas en la población, contribuyen a la casi desaparición de las actividades artesanales. La suerte del artesano es en gran medida, la del campesino ante el "boom" petrolero, al integrarse al éxodo de los campos en busca de mejores condiciones de vida y oportunidades de trabajo en los centros urbanos.

A partir de 1940, se extiende un sentimiento de subestimación de lo propio, de lo local, de lo autóctono, frente a la sobrevaloración de los productos importados, la necesidad desenfrenada de consumo, la ilusión del "confort y la abundancia" y la estética del zinc y el plástico.

Las comunidades artesanales caen en el letargo y el abandono, al olvidarse y desvalorarse la trascendencia de un oficio que permite a la gente participar en el curso de su historia como nación independiente. El modelo de desarrollo industrial lleva implícito el desinterés y la subestimación de la producción artesanal.

La supervivencia de los artesanos no es fácil y la permanencia de los caracteres prehispánicos trasmitidos de generación en generación se hace posible por la toma de conciencia del artesanado esparcido por todo el territorio nacional, así como por cierto impulso institucional muy posterior que, por no llevar aparejada una verdadera voluntad política, no llega a generar un verdadero desarrollo del sector artesanal.

En esa toma de conciencia, la fuerza de la tradición y el impulso creador de los pueblos, se dejan sentir en las manos de aquellos artesanos que aun se resisten al proceso de homogeneización y desarticulación del hombre con su medio y sus costumbres particulares; y en aquellas comunidades artesanales, ricas y plurales, para quienes la artesanía continúa siendo un medio de sustento, pero también una realidad cultural. El artesanos continúa así creando sobre la arcilla, la palma, la madera y la piedra.

El artesano revitaliza, en sus actividades, los vínculos con la tierra, el ambiente y el contexto cultural que los vio nacer. Al reciclar su trabajo y las materias primas de su entorno, recuerda las técnicas tradicionales y las recrea en una gran diversidad de productos artesanales susceptibles de ser comercializados, con lo cual contribuye notablemente a mantener la identidad nacional y a forjar una personalidad social propia y diferenciada ante el resto del mundo.

En 1978 se crea la Empresa Venezolana de Artesanía C.A. (EVENAR), filial de CONINDUSTRIA, para la comercialización y la asistencia integral del artesano, que inicia operaciones tres años después, en 1981.

Hacia 1980, la Artesanía Típica Venezolana se incluye en el sector de la pequeña y mediana industria y su financiamiento y promoción correspondió a la Comisión Nacional para el Financiamiento de este sector (CONAFIN) hasta 1974, fecha en que se crea la Corporación para el Financiamiento de la Pequeña y Media Industria (CORPOINDUSTRIA).

En 1993 se sanciona la Ley de Fomento y Protección al Desarrollo Artesanal y cinco años más tarde, su Reglamento. La Ley declara de interés público el desarrollo artesanal, como manifestación de la cultura autóctona y como elemento de identidad nacional, pero esta declaratoria queda en mero postulado, toda vez que el sector artesanal continúa adoleciendo de políticas y programas que promuevan, impulsen y apoyen un verdadero desarrollo de su actividad productiva. La misma Ley crea la Dirección Nacional de Artesanía y se adscribe al Consejo Nacional de la Cultura (CONAC).

Se genera una política de subsidios que, a la vuelta de los años, más que impulsar un verdadero desarrollo, afecta negativamente al sector, toda vez que no se realiza seguimiento ni se evalúa la gestión productiva, generando distorsiones y desigualdades, y atomizando el quehacer artesanal.

Con la Revolución Bolivariana y la Constitución de 1999 se inicia una nueva etapa para el sector artesanal. La gestión de la Dirección Nacional de Artesanía asume compromiso con el proceso de cambios que vive el país y con la nueva forma de conducción del Estado, concretando las siguientes realizaciones durante el período de gestión 2003-2004.

Se asume la concepción de la artesanía en sus tres dimensiones: el ARTESANO, como creador y constructor de cultura venezolana; la ACTIVIDAD ARTESANAL, en sus dos vertientes: como proceso en el que se aplican técnicas y prácticas artesanales tradicionales y contemporáneas; y como proceso productivo que provee de medios de vida al artesano; y el PRODUCTO ARTESANÍA, expresión de identidad y de la cultura autóctona nacional, regional y local. Esta concepción va acompañada por la orientación de políticas dirigidas a atender el proceso completo que se da en la actividad artesanal, es decir, a atender toda la cadena de producción y comercialización, desde la fase de obtención de la materia prima hasta la venta del producto elaborado artesanalmente.

Se da prioridad, en los primeros momentos, a la comercialización de artesanías, con el propósito de revitalizar la producción artesanal y abrirle la posibilidad de mejores condiciones de vida al artesanado. Es así que se genera un "Programa de Fortalecimiento de la Imagen de la Artesanía en el ámbito nacional, en concertación interinstitucional", que se concreta en el montaje de Expoventas de Artesanía en el marco de los eventos de los organismos y empresas del Estado.

Es así que la artesanía se hace presente en Ruedas de Negocio (con Colombia y Argentina), en espacios muy diversos como los de Petróleos de Venezuela (PDVSA), Universidad Nacional Experimental de las Fuerzas Armadas (UNEFA), en las Ferias del Libro que se realizan en el Parque Los Caobos, por mencionar solo algunos eventos.

Se incorpora a la gestión interinstitucional para lograr acuerdos en beneficio del sector y propone la realización de un "Diagnóstico Estratégico Integral de la Actividad Artesanal" que conlleva el primer "Censo y Registro Nacional de Artesanos y de Artesanos Indígenas", iniciado en abril de 2004, estimándose ser finalizado en septiembre del mismo año.

Se prepara un Programa de Profesionalización para Artesanos, dirigido a la Formación de Artesanos Emprendedores, a la capacitación en técnicas artesanales conducentes a la mejora de la calidad y al incremento de los volúmenes de producción, y a la sensibilización ciudadana, gremial, asociativa y ambiental del artesanado.

Se incorpora a un grupo de trabajo interinstitucional que está proponiendo la reactivación y ampliación del Comité Nacional del Bambú, para fomentar el cultivo y uso productivo del bambú, para apoyar a las comunidades artesanales que trabajan los tejidos duros. Este constituye el primer paso de una gestión que se propone concertar las políticas necesarias para garantizar la materia prima que requiere el sector artesanal en sus diferentes rubros y oficios.

Con el apoyo del Banco de Comercio Exterior, se concreta una política interinstitucional dirigida a atender toda la cadena de producción y comercialización de artesanías. En este contexto, por primera vez, unen esfuerzos todas las instituciones de financiamiento públicas en apoyo al sector artesanal, concretándose las siguientes realizaciones:

La creación de un Centro Nacional de Artesanías Venezolanas en homenaje a la artesana de la locería tradicional, "Teodora Torrealba" y de una Proveeduría Artesanal en homenaje al artesano de la alfarería "José de los Santos Marquina".

El Centro Nacional de Artesanía Venezolana funcionará como centro de distribución de productos artesanales, para la venta nacional y para la exportación de artesanías a precios justos para el artesano y con pago inmediato. De esta forma, el artesano podrá concentrar sus esfuerzos en la producción con calidad y en volúmenes suficientes para proveerle de medios económicos y de una mejor calidad de vida.

La Proveeduría adquirirá materias primas por volumen, y proveerá al artesano de maquinarias, herramientas, instrumentos y materia prima, trasladando las ventajas de la compra al mayor, mediante precios reducidos para el artesano.

La creación del Portal "Artesanías Venezolanas.com" y del Catálogo de Artesanías Venezolanas, con el apoyo financiero de BANCOEX, a través de los cuales se podrá desarrollar el mercado virtual de artesanías.

La creación de líneas de crédito para la producción de artesanías para la exportación y el acceso a los mercados internacionales, por parte del Banco de Comercio Exterior.

La creación de líneas de crédito para el artesano, que van desde un millón hasta 50 millones de bolívares, por parte del Banco de la Mujer, el Banco del Pueblo, el Fondo de Desarrollo Microempresarial, el Instituto Nacional para el Desarrollo de la Pequeña y Mediana Industria.

Algunos ejemplos de la Artesanía Venezolana pueden ser: Cestas, Bandejas, Catumare, Canastas, Nasa, Petaca, Torotoro, Tinajitas, Ollas.
5. Nombre los diferentes tipos golpes de tambor en Venezuela.

Banda u orquesta de Chimbagueles: Se conocen como banda u orquesta de chimbangueles a una batería de 7 tambores empleados para festejar a San Benito. Por tradición los chimbangueles se clasifican por género, criterio. Los tambores machos son: El tambor mayor o "arriero", El respuesta o "respondón", El cantante y El Segundo (4tambores). Tambores Hembra: La primera requinta, La segunda requinta y la media requinta (3 tambores).

Tambores de Calipso: Los tambores de calipso son junto al traje de madama y los diablos de elaboradas mascaras los símbolos del carnaval de El Callo, en el Edo. Bolívar. Durante estas fiestas los tambores desfilan los tambores junto a los típicos rallos, el cuatro, la campana, las maracas metálicas, y el pequeño tambor conocido como Dumbac. Los tambores del calipso seguramente descienden de aquellos otros que llegaron a mediados del siglo pasado en manos de un contingente de mineros inmigrantes provenientes de las islas antillanas.

Tambor Veleño: Es un tambor de aro con el que se alegran las fiestas decembrinas en las localidades de Coro, La Vela y Puerta Cumarebo en el estado Falcón. Proviene del constante intercambio entre el litoral falconiano y las islas de Aruba y Curacao.

Las Pipas: En la población de Naiguatá Edo. Vargas se celebra a San Juan mediante el toque de grandes barriles denominados Pipas. No hay duda que las características de zona pesquera y cercana al puerto marítimo puso a la población de Naiguatá ante la posibilidad de aprovechar estos grandes barriles como instrumentos musicales.

Tambora Gaitera: La tambora gaitera es el tambor principal en el estilo de música más famoso de Venezuela en las navidades. Este instrumento es el que le da ritmo a la gaita junto al furruco y al cuatro. La tambora gaitera es ejecutada sentado en una silla y la percuten con dos palos haciendo combinaciones entre el cuero y la madera.

El Furruco Es un instrumento de fricción de un solo cuero. En su fabricación se emplean materiales como madera o calabaza para la caja de resonancia y una vara de madera que es encerada para facilitar la fricción y emisión del sonido. Para su ejecución se sitúa en el suelo, se lleva colgado en el hombro, o se coloca debajo del brazo para poder apoyarlo sobre el pecho. Es un acompañante por excelencia de la música navideña en todo el país tanto en las ceremonias rituales como en la ejecución de aguinaldos, gaitas y parrandas.

CONCLUSION

Nosotros como orgullosos venezolanos que somos debemos, proteger cuidar y preservar todas nuestras tradiciones que han ido pasando de generación en generación para así hacer crecer a nuestro país cada día mas y hacerlo único y especial en el mundo como siempre ha sido.

Nuestro folklore es la muestra de todo lo bello de nuestra venezuela y con amor a esta tierra, y como venezolanos que somos, nos sentimos orgullosos de lo nuestro.

Cada plato, cada dulce, cada canción o cada fiesta celebrada aquí en esta tierra llena de sorpresas e inmensidad refleja a cada uno de los venezolanos que la habitan, ya sea por los matices y colores de un cielo lleno de esperanza o por una sonrisa que solo expresa felicidad, humildad, carisma y amor.

Este trabajo me ayudo a ampliar mis conocimientos y me hizo sentirme orgullosa del país donde vivo y a valorar cada una de cosas que aquí nace, ya sea objeto, seres humanos y seres vivos, y todas esa manifestaciones populares, costumbres y creencias las cuales estoy dispuesta a conservar a través del tiempo ya que forman parte de la idiosincrasia de cada uno de nuestros pueblos pueblos.

ANEXOS


INSTRUMENTOS TIPICOS DE VENEZUELA







Cuatro Arpa Bandola Furruco Maracas

PLATOS TIPICOS DE VENEZUELA







Hervido Pabellón Criollo Hallacas Asado Negro Arepas

ARTESANIA VENEZOLANA






Cestas Hamacas Tinajas





Catumare Olla Bandejas

BIBLIOGRAFIA

Luís Felipe Ramón y Rivera en su articulo "El Folklore Venezolano" publicado en Prensatur.

Artículos de periódicos obtenidos de la biblioteca de la Universidad Central de Venezuela. Facultad de Filosofía y Letras.

Articulo de periódicos obtenidos de la biblioteca de la Universidad Central de Venezuela. Facultad de Humanidades y Educación.

Luís F. Cárdenas. "El folklore y nuestra expresión". Editorial Caracas. 1998, Venezuela.

Revista de Dialectología y tradiciones populares. Instituto Antonio de Lebrija. Sección de tradiciones populares. Luís Calvo Calvo. 1945 Venezuela.

EL TEMA DEL JOROPO, EL ARPA Y LOS LLANOS COLOMBO-VENEZOLANOS, UNIDAD GEOGRAFICA, ETNICA Y CULTURAL, CON APENDICE SOBRE EL ARPA Y EL FANDANGO EN ESPAÑA Y PAISES LATINOAMERICANOS. Recopilación realizada por Claudia Calderón Sáenz, Investigadora de FUNDEF (versión hasta Diciembre 7 de 1997).

Armas Chitty, J.A.: “Origen y Formación de algunos Pueblos de Venezuela”. Los Teques. Revista del Estado Miranda, 1953.

Armas Chitty, J.A.: “El Tuy es Pueblo, Selva y Esperanza”. Los Teques. Revista del Estado Miranda, 1951.

Armas Chitty, J.A.: “Por la tierra del Tuy, de Cúpira y Capaya”. Los Teques. Revista del Estado Miranda, 1953.

Alvarado, Lisandro: “Datos etnográficos de Venezuela”. Caracas. Biblioteca Venezolana de Cultura, Colección “Viajes y Naturaleza”., 1945.

Aponte, Silvia: “El pescador de tradiciones”. Villavicencio. Siglo XX. 1990.

Aponte, Silvia: “Lo que nos contó el abuelito; investigaciones folklóricas”. Villavicencio. Casa de la Cultura Jorge Eliécer Gaitán. (s.f.) obra inédita.

-Baquero Nariño, Alberto: “El Joropo, Tradición e Identidad” (por conseguir). tel. 2555443. Bog.

Baquero Nariño, Alberto: “Joropo, identidad llanera; la epopeya cultural de las comunidades del Orinoco”. Bogotá. Universidad Nacional del Colombia, 1990.

Bedoya Sánchez, Samuel:“El Joropo en el Proceso Folk-Urb.” (edición en preparación).

Bedoya Sánchez, Samuel: “Regiones, Músicas y Danzas campesinas”. Revista “A Contratiempo”. Bogotá, Centro de Documentación Musical, (s.f.) y en “Música, región y Pedagogía”. Tunja. Instituto de Cultura y Bellas Artes de Boyacá I.C.B.A., 1989.

Acosta Saignes, Miguel: “Estudios de Folklore Venezolano”. Caracas. Universidad Central de Venezuela, 1962.

Aretz, Isabel: “Maneras típicas del cantar venezolano”. Caracas. Boletín del Instituto de Folklore, 1954.

Aretz, Isabel: “Manual de Folklore Venezolano”. Caracas. Ediciones del Ministerio de Educación, 1957.

Aretz, Isabel: “El Polo, Historia, Música, Poesía”. Caracas. Boletín del Instituto de Folklore, 1959.

Aretz, Isabel: “Panorama del folklore venezolano”. La Danza. Caracas, Universidad Central de Venezuela, 1959

Aretz, Isabel: “Instrumentos musicales de Venezuela”. Cumaná. Universidad de Oriente, 1967.

Aretz, Isabel: “Raíces Europeas de la Música Folklórica de Venezuela, El Aporte Indígena”. Bloomington, Indiana University Research Center in Anthropology, Folklore and Lingüistic. Ilustraciones Musicales, 1967.

Domínguez, Luís Arturo: “Conozcamos nuestro Folklore”. Caracas. Colecciones Bolivarianas, 1966.

Gallaraga, Benito: “Sobre la música folklórica venezolana”. Valencia. Editora Industrial, C.A. 1973.

Fuentes, Cecilia y Hernández Daría: “Joropo”. Caracas, Rev. Bigott Nr.10, 1987.

Lares, Oswaldo: “Expresiones Musicales de Venezuela”. Caracas. Ediciones de la Fundación Neumann, Editorial Arte (s.f.).

Lares, Oswaldo: “Música de Venezuela”. Caracas, 1969.

Liscano, Juan: “Significación y alcance de la fiesta de la tradición”. Caracas. Revista Venezolana de Folklore, 1948.

Liscano, Juan: “Los bailes de Venezuela”. Caracas. El Círculo, 1948.

Liscano, Juan: “Folklore y Cultura”. Caracas. Editorial Ávila Gráfica, S.A. 1950.

Ramón y Rivera, Luís Felipe: “El Folk y la Política”. Caracas. El Nacional. 8 de Noviembre de 1965.

Salazar, Rafael: “Música y Folklore de Venezuela”. Caracas, Editorial Lisbona, 1986.

Salazar, Rafael: “Música y Tradición en la Región Capital”, en Revista Musical de Venezuela, Nr. 18. Caracas, 1986.

Ramón y Rivera, Luís Felipe: “Nuestra historia en el Folklore”. 2da. Ed. Caracas. Monte Ávila, 1990.

Ramón y Rivera, Luis Felipe: “Las razones del Folklore”. Caracas. El Nacional. 13 de Enero de 1980.

Ramón y Rivera, Luís Felipe: “No todo es Folklore”. Caracas. El Nacional. 2 de Marzo de 1980.

Ramón y Rivera, Luis Felipe: “Sobre el origen hispano de nuestro cuatro”. en Rev. Musical de Venezuela, II, 4: Caracas, 1981.

Folklore venezolano

REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

UNIVERSIDAD PEDAGÓGICA EXPERIMENTAL LIBERTADOR

INSTITUTO DE MEJORAMIENTO PROFESIONAL DEL MAGISTERIO

EXTENSIÓN ACADÉMICA PARAGUANÁ

JUDIBANA, SEPTIEMBRE 2005

ORIGEN DEL TERMINO:

El término folklore proviene de las palabras inglesas Folk, que significa “pueblo” y Lore, que significa “Saber”, es decir: Saber del pueblo. Fue aplicado por primera vez, por el arqueólogo e investigador de tradiciones William John Thomas a lo que hasta entonces se llamaba en Inglaterra “Antigüedades Populares”.

DEFINICIÓN:

Dicho termino ideado por Thomas fue adoptado por todo el mundo, pero con diversos contenidos. Para darle cierta uniformidad convencional en la reunión mundial de la UNESCO (París, Febrero de 1982), fue acordada por los 44 países asistentes, la siguiente definición:

“El folklore es una creación originaria de un grupo y fundada en la cultura tradicional expresada por grupos o individuos reconocidos, como respondiendo a las aspiraciones de la comunidad, en cuanto éstas constituyen una manifestación de su identificada cultural y social”.

En Venezuela, el historiador periodista y médico Arístides Rojas (1826-1899) fue el primero que empleó el termino “Folklore”, en “El Cojo Ilustrado”, revista fundada en 1892.

CARACTERÍSTICAS DEL HECHO FOLKLORICO:

Se le denomina hecho folklórico a la expresión genuina de las manifestaciones folklóricas. El hecho folklórico representa las siguientes características:

Es anónimo, Tradicional, Empírico, Colectivo, Dinámico, Funcional, Popular, Regional, Nacional, Universal

FOLKLORE VENEZOLANO

ELEMENTOS ETNOGRÁFICOS DEL FOLKLORE VENEZOLANO

El folklore en Venezuela es uno de los más ricos y variados. Esas cualidades se deben, sobre todo, a que Venezuela es un país pluricultural formado por una mezcla de distintos elementos étnicos, y cada uno de esos elementos ha dado su aporte a la formación del folklore venezolano. No obstante, dichos elementos no son determinados directos y exclusivos para el origen y desarrollo de las manifestaciones folklóricas, ya que el pueblo, aunque las haya heredado e imitado, no las presenta de una manea igual a las que ha recibido, sino que las selecciona, adopta y recrea, dándole una forma nueva propia y original.

Si se analiza el hecho folklórico, podemos reconocer algunos aportes e influencias que se destacan. Entre estos son notables lo de procedencia indígena, europea y africana.

CLASIFICACION DEL FOLKLORE:

Los investigadores del folklore venezolano afirman que no se puede fijar una clasificación rígida del folklore. Adoptan una clasificación tripartita del folklore Material o Ergológico, folklore Social y folklore Espiritual-Mental.

1. FOLKLORE MATERIAL O ERGOLOGICO:

Al folklore material o ergológico (del griego “Ergo”= trabajo; “logos”= tratado) corresponden los objetos, en su sentido más amplio, Abarca todos los productos tangibles de la cultura popular tradicional y algunos trabajos de la economía rural.

Entre la amplia variedad de los mismos, seleccionamos algunos de los más conocidos:

Las Viviendas

Aunque las viviendas de los indígenas son muy interesantes, no pertenecen estrictamente al campo del folklore, sino a la etnografía.

Otras dependencias

Mobiliario y utensilios caseros

La Sala.

La Cocina.

El cuarto de dormir.

Comidas criollas

La alimentación criolla tomando en cuenta su origen es el resultado de sus influencias indígenas africanas, europeas, y, en menor cantidad asiáticas.

Algunas comidas típicas:

La Hallaca.

La Arepa.

La Cachapa.

El Casabe.

La Hallaquita.

El Sancocho.

El Pabellón criollo.

Economía tradicional

La Agricultura.

La Dulcería.

La Pesca.

La Caza.

Artesanía tradicional

Es un trabajo que se realiza de forma manual con instrumentos y técnicas no industriales, es tradicional cuando ha sido heredada de los antepasados y, por transmisión oral, es representativa de la cultura popular.

Alfarería.

Textilería.

Redes de pescas y atarrayas.

Ruanas y cobijas.

Cestería.

Técnicas.

Decoración de las piezas.

Trabajos en madera.

Trabajos en cuero.

2. FOLKLORE SOCIAL

El folklore social trata de todo lo que se refiere a la vida de relación entre las personas considerada bajo su aspecto tradicional y popular, como el lenguaje, los usos y costumbres, las fiestas y celebraciones, los juegos infantiles y los de adultos.

El Lenguaje

Se denomina folklore lingüístico, el que estudia el habla popular, los modos de decir y las expresiones idiomáticas peculiares de una región o nación

Retahílas.

Trabalenguas.

Usos y costumbres.

Ritos mortuorios.

Fiestas tradicionales venezolanas:

Paradura del Niño.

Fiesta del Día del Comerciante.

Fiesta de los Reyes Magos.

Fiesta de la Divina Pastora.

Fiesta del Santo Niño Jesús de Escuque.

Ferias y Fiestas de San Sebastián.

Nuestra Sra. de la Candelaria.

Fiesta de Carnaval.

Fiesta de San José.

Semana Santa.

La Quema de Judas.

Fiesta de la Santísima Cruz de Mayo.

San Isidro Labrador.

Fiesta del Corpus Christi.

Fiesta de San Antonio de Padua.

Fiesta de San Juan Bautista.

Fiesta de San Pedro.

Fiesta de la Virgen del Carmen.

Fiesta de la Virgen de Coromoto.

Fiesta de Ntra. Sra. de la Consolación.

Fiesta de la Virgen del Valle.

Fiesta de Ntra. Sra. de las Mercedes.

Fiesta del Arcángel San Miguel.

Fiesta de San Jerónimo.

Fiesta de Ntra. Sra. del Rosario.

Fiesta de San Rafael Arcángel.

Fiesta de Todos los Santos.

Fiesta de San Martín.

Fiesta de Ntra. Sra. de Chiquinquirá o Virgen de la Chinita.

Fiestas Navideñas en Venezuela.

Diversiones orientadas.

El Carite.

El Pájaro Guarandol.

El Sebucán.

La Iguana.

El Chiriguare.

La Burriquita.

Los Chimichimitos.

Juegos de niños

Los caballitos.

Carreras de saco.

Carreras de Relevo.

El Gato y el ratón.

El Palo Ensebado.

La Cadena.

El Papagayo.

Arroz con coco.

El Pico Pico.

A la Víbora de la mar.

La Gallina ciega.

Juego de Trompo.

Doña Ana.

Juego de la Parapara.

3. FOLKLORE ESPIRITUAL MENTAL

El folklore espiritual mental se ocupa de los hechos folklóricos inmateriales no tangibles, y de los que son producto del espíritu o mente del hombre.

Abarca entre otros, los siguientes aspectos: folklore literario, los instrumentos musicales y la artesanía popular.

Folklore literario. Es muy rico y diversificado. Se expresa en verso y prosa.

En verso: romances, corridos, décimas y coplas

Mitos:

Amalivaca (Mito tamanaco)

Maria Lionza

El Mito del Dorado

El origen del fuego (mito guajiro)

El sol (mito warao)

Wayari creando hombres (mito piarioa)

Las cinco águilas blancas

Leyendas

El Anima del Pica Pica

Un fantasma llamado “El silbón”

Leyenda del Parawá-Kaipú

El Cristo Pescador

El Escapulario de la virgen cuajaracuma

La Piedra de la indica encantada

La Limosna del Rey Manaure

La Casa del tesoro

El Toro de Piedra del río Yocoima

El Coplero que se ganó al diablo.

Cuentos

El Conuco del Tío conejo.

Los Trabajadores.

La Princesa Sardinita..

La Controversia del Tigre y el Caimán

El Zorro y el Monito Saltarín.

La Mujer del lomo de vidrio.

El Indio convertido en garza.

Aventura de los tres hijos de un sastre.

Instrumentos musicales

El Chineco.

El Quitiplán.

La Maraca.

La Charrasca.

La Marímbola.

Estos son instrumentos idiofónos, porque producen el sonido con la vibración de ellos mismos.

El Cumaco.

El Chimbanguele.

El Curbata.

El Tambor Redondo.

El Furruco.

Estos son instrumentos membranófonos porque producen sonido al golpear o frotar sus membranas rígidamente estiradas.

El Arpa Criolla.

El Cuatro.

La Bandola.

El Violín Criollo.

El Carángano.

Estos son instrumentos cordófonos porque suenan por vibración de una o varias cuerdas.

Flautas de soplo.

Las Turas.

Los Cachos.

La Guarura o Botuto.

Estos son instrumentos aerófonos, ya que producen el sonido al pasar, en vibración, el aire cuando se les sopla.

Arte popular

Máscaras.

Tallas de Anima.

Figuras de Balalá.

Trabajos en Carey y parape.

Trabajos en cachos.

Trabajos en cartón.

Supersticiones

Magia y hechicería

Medicina tradicional.

BIBLIOGRAFÍA

Hernández, Rafael (2001). “Folklore Básico de Venezuela”. Editorial Salesiana, S.A., Caracas. Autor.

Domínguez, Luis (1990). “Encuentro con el Folklore en Venezuela”. Editorial Kapeluz Venezolana, S.A., Caracas, Autor.

INDICE

INTRODUCCIÓN

ORIGEN DEL TERMINO

DEFINICIÓN

CARACTERÍSTICAS DEL HECHO FOLKLÓRICO

FOLKLORE VENEZOLANO

ELEMENTOS ETNOGRÁFICOS DEL FOLKLORE VENEZOLANO

CLASIFICACION DEL FOLKLORE

FOLKLORE MATERIAL O ERGOLÓGICO

Las Viviendas

Mobiliarios y Utensilios Caseros

Comidas Criollas

Economía Tradicional

Artesanía Tradicional

FOLKLORE SOCIAL

El Lenguaje

Retahílas

Trabalenguas

Usos y Costumbres

Ritos Mortuorios

Fiestas Tradicionales Venezolanas

Diversiones Orientadas

Juegos de Niños

FOLKLORE ESPIRITUAL O MENTAL

Folklore Literario

Mitos

Leyendas

Cuentos

Instrumentos Musicales

Arte Popular

Supersticiones

Magia y Hechicería

Medicina Tradicional

CONCLUSIÓN

BIBLIOGRAFIA